Esta semana llega San Valentín, y ya tenemos pensadas propuestas de planes y otras cositas para celebrar, pero ¿conoces la verdadera historia detrás de esta celebración?

Tenemos que viajar hasta la cuidad de Roma en el Siglo III después de Cristo. Allí, un sacerdote llamado Valentín decidió oponerse a la orden del Emperador Claudio III que impedía la celebración de matrimonios para los más jóvenes. El motivo de esta decisión tan curiosa es que desde el gobierno romano se entendía que los solteros sin familia eran mejores soldados por tener menos vínculos sentimentales.

Valentín se opuso y empezó a celebrar en secreto matrimonios para jóvenes hasta que aquello llegó a los oídos del Emperador, quien después de acusarlo de desobediencia y rebeldía, sentenció a muerte al sacerdote… ¿cuándo? Eso es, yoyoramer, el 14 de febrero del año 270 después de Cristo.

Desde aquel momento se considera a San Valentín como el patrón de los (jóvenes) enamorados pero no se empezó a celebrar en todo el mundo hasta mediados de la década de 1840 cuando la creativa estadounidense Esther A. Howland empezó a comercializar sus tarjetas regalo con inspiraciones románticas, dibujos de enamorados…

Aquello fue un éxito absoluto y se empezó a profundizar cada vez más en una tradición que llega hasta nuestros días.

El dulce, los libros y las flores no fallan nunca, pero en este año tan complicado que llevamos, quizás sea un grandísima oportunidad para poder disfrutar de un día inolvidable en el que celebrar el amor inmenso que existe entre vosotros.

La verdadera historia de San Valentin

El Día Mundial del Soltero

Todos sabemos cuándo se celebra San Valentín, ahora ya sabemos de dónde viene la tradición, pero ¿sabías que existe también el Día Mundial del Soltero?

Si estás soltero o soltera, que sepas que el 13 de febrero es el momento de celebrar el amor propio ya que es ese día cuando se festeja el Día Mundial del Soltero. Una fiesta contrapuesta a San Valentín y que cada vez se celebra más en nuestro país.

Se inició en China en la década de 1990 y se popularizó en todo el mundo allá por el año 2007 con la iniciativa de un grupo de estudiantes de tener un día para celebrar lo mucho que se querían a sí mismos, además de reafirmarse en la importancia de estar orgulloso de quiénes somos.

La idea fue arraigando en todo el mundo y Estados Unidos, España, China y Canadá son los países donde más calado tiene. No obstante, ¡más de un tercio de la población mundial está soltera!

¿Queda claro que lo importante es celebrar, disfrutar y ser felices? Así que, ya sabes dale vueltas al coco, yoyoramer, y a disfrutar del 12, del 13, del 14 de febrero.